Microsoft aumenta ingresos pero no sus ganancias

Microsoft Corp. ha presentado el informe de sus resultados económicos para este segundo trimestre de 2014 (Q2).

Microsoft Corp. no está atravesando por su mejor momento; por lo menos eso es lo que se podría interpretar si tomamos en consideración los últimos acontecimientos que se han ido conociendo a través de los diferentes medios de prensa.

Apenas han pasado unos días desde que se hiciera pública la noticia del mayor despido masivo dentro de la compañía en estos últimos años, cerca de 18 mil empleados, y ahora se han dado a conocer los datos económicos de este último trimestre; los cuales no han resultado ser muy buenos según lo anunciado.

Lo cierto es que las cifras presentadas por la directiva de Microsoft han sido algo superior a los pronósticos iniciales de los analistas financieros; sin embargo, los beneficios obtenidos por la compañía al parecer han sido muy limitados.

Inicialmente se esperaban unos 23 mil millones de dólares en ingresos, cuando finalmente Microsoft anunció haber alcanzado los 23.38 mil millones; lo cual ha significado un crecimiento del 7 por ciento en comparación con el año pasado, todo ello en el apartado de ventas globales; sin embargo, su beneficio apenas exhibió un crecimiento del 2 por ciento.

Todo parece indicar que una parte de este escaso crecimiento de los beneficios de Microsoft ha estado relacionado con la suma de dinero invertida en la compra de la división de telefonía móvil de la compañía finlandesa Nokia Corp.; de ahí que sus ganancias se vean afectadas en parte por esta causa.

Analizando en detalle los datos ofrecidos por Microsoft, se ha podido saber que el segmento de la telefonía móvil les ha ofrecidos unos ingresos reales valorados en 1.471 millones de euros, dado en la fundamental tras la venta de 5.8 millones de unidades de los teléfonos fabricados por Nokia.

En cuanto a la venta de sus diversos modelos de la tablet Surface, la compañía ha podido tener unos ingresos que ascendieron hasta los 302 millones de euros. Las ventas de su sistema operativo Windows han mostrado un crecimiento del tres por ciento.

En estos momentos, la compañía se encuentra en un verdadero proceso de reestructuración interna, intentando de este modo adaptar todas sus ofertas y servicios a las nuevas demandas del mercado tecnológico, caracterizadas en lo fundamental por la conectividad móvil y el consumo de datos en nube.

El gran reto de Microsoft es saber reinventarse dentro de este escenario, y volver a recuperar el potencial con el que contaba hace apenas unos años.

Deja una respuesta