Los chinos ganan un caso de patentes a Apple relacionado con Siri

Un tribunal de apelaciones de Pekín ha emitido un fallo en el que se favorece a la compañía Zhizhen Network Technology frente a una demanda de Apple. 

La empresa china Zhizhen Network Technology, con sede en Shanghái, ha ganado un caso de patente comercial a la compañía estadounidense Apple Inc., después de que el regulador estatal chino le negara a la compañía Apple los derechos de propiedad intelectual de su servicio de asistencia por voz Siri.

Tal y como anunciara una corte de apelaciones en Beijing, la propiedad intelectual se este servicio de asistencia por voz pertenece a la compañía Zhizhen y no a la compañía Apple.

Este enfrentamiento judicial entre ambas empresas tecnológicas comenzó en el año 2012, cuando los abogados de Zhizhen denunciaron a la compañía Apple de haber copiado un software que ellos habían patentado, y que sirvió de base para el desarrollo del servicio que se ofrece a través de Siri.

En su defensa, los abogados de la compañía Apple pidieron a las autoridades chinas, a través de la Oficina Estatal de Propiedad Intelectual, que declararan nula la patente original presentada por los desarrolladores de la compañía Zhizhen; pedido éste que fue rechazado en su momento.

Una vez que se emitiera esta resolución en su contra, los abogados de Apple decidieron continuar con su demanda, abriendo una nueva causa ante el tribunal de apelaciones de la capital china.

Respondiendo a esta reclamación presentada por la compañía Apple, el tribunal de Pekín ha hecho público un comunicado en el que confirma que la patente presentada por Zhizhen es válida, desestimando de este modo los argumentos presentados por los abogados de Apple en su denuncia inicial.

Según se ha podido demostrar, antes de que la compañía Apple estrenara su servicio de asistencia por voz Siri, cuando se produjo el lanzamiento del iPhone 4s en 2011, ya hacía un tiempo que la compañía china Zhizhen había sacado una aplicación similar, a la que habían nombrado Xiao i Robot, la cual ofrecía un servicio similar.

Una vez que se diera a conocer este nuevo fallo del tribunal de Pekín, una portavoz de la compañía Apple declaró ante los medios de prensa locales que ellos no estaban “al tanto de la patente de Zhizhen antes de sacar Siri, y no creemos estar usando esa patente”.

No obstante, han dejado entrever la posibilidad de que se firme un acuerdo entre las partes en litigio, el cual podría concluir de manera amistosa con este enfrentamiento judicial: «Estamos abiertos a mantener negociaciones razonables con Zhizhen», aseguró esta representante de Apple.

Deja una respuesta