Comercio nuevas tecnologías » Informática » Internet » Noticias de última hora » Software

Amazon apuesta por la tecnología de la computación en nube

Diciembre 27, 2011

Superordenador de Amazon

Una de las grandes apuestas de Amazon en computación en nube es ha sido el estreno de un superordenador de gran potencia, el cual le cuesta al usuario 1000 la hora, pero que está considerado como una de las máquinas más potentes de internet. El superordenador de Amazon no existe de manera compacta, como si todo se ubicara en una gran sala de datos, sino que está construido de manera virtual, siguiendo el principio del  Elastic Compute Cloud (EC2), un sistema de máquinas en nube que se entrelazan unas con otra a partir de la propia experiencia de la computación en nube.

Este superordenador de Amazon ocupa el puesto número 42 del ranking de máquinas más potentes del mundo y utiliza para funcionar cerca de 30.000 núcleos y una potencia de 240 teraflots. Evidentemente, este superordenador de Amazon es más bien una máquina virtual que funciona en nube; pero lo más significativo de este supere quipo es que no funciona para darle servicios directos a los ingenieros de Amazon, sino que está pensado y construido para que cualquier persona que tenga una conexión y acceso a internet lo pueda hacer, claro siempre y cuando tenga los 1000 pavos que cuesta el alquiler de su servicio por hora.

Para los usuarios con estos recursos, hablo de presupuestos para pagar este servicio, las posibilidades que se les ofrecen son muchas. El superordenador de Amazon, con 30.000 núcleos que a la vez carece de hardware es una oferta muy atractiva si se tiene en cuenta lo que cuesta montar un centro de datos con estas características, y no solo montarlo, sino también mantenerlo con toda su infraestructura de hardware y software incluida, de esta manera, el usuario interesado sólo accede a este servicio del superordenador de Amazon  a través de la computación en nube las horas que realmente requiere para realizar su trabajo y de ahí se marcha.

Pero hay un problema, aunque parezca una barbaridad, a este superordenador de Amazon se le pueden quedar corto los 30.000 núcleos de sus procesadores. Además, existen algunas aplicaciones que no funcionan correctamente con este servicio de computación en nube; no obstante, hay tela por donde cortar ahí, las posibilidades que nos brinda el mismo son muchas.

Según las declaraciones de Jason Stowe, director general de este proyecto de computación en nube, Cycle Computing, éste superordenador de Amazon puede servir para hacer “simulaciones de dinámica de fluidos, simulaciones de dinámica molecular, análisis financieros, de riesgos o la secuenciación del ADN”, todo ello utilizando para conectarse a internet un simple ordenador de sobremesa o un elemental portátil. Una pasada, para los que tengan la pasta y algo trascendente que investigar. ¿Qué les parece?

 

By